16

El último gran héroe (1993)

El último gran héroe (1993) Tít. orig.: Last action hero Dir.: John McTiernan Gui.: Zak Penn, Adam Leff, Shane Black, David Arnott Int.: Arnold Schwarzenegger, Austin O'Brien, Anthony Queen, Charles Dance, Tom Noonan, F. Murray Abraham, Robert Prosky Dur.: 130 min.

Hoy voy a hablaros de una de mis películas favoritas de toda la historia. Como no quiero engañar a nadie, ya os comento que es un macropost que necesita por lo menos 4 horas para ser leído. No, es broma, en una hora lo acabáis. Podéis dejar vuestro mejor tiempo anotado en los comentarios. XD

En 1993 se estrenó El último gran héroe —¿he comentado ya que es una de mis películas favoritas?—, segunda película más cara de la historia hasta esa fecha —después de Terminator 2— y que estaba llamada a convertirse en el nuevo éxito de la megaestrella del cine de acción Arnold Schwarzenegger —te queremos, Arnold—. Sin embargo, el batacazo en taquilla fue de órdago. Para que os hagáis una idea de las taquillas de la época, Terminator 2 costó algo más de 100 millones de dólares y recaudó 500; El último gran héroe recaudó 137 y costó 85. ¿Por qué fracaso? Bueno, hay varios motivos pero el principal fueron los dinosaurios. Putos bichos.

El estreno de El último gran héroe (EUGH a partir de ahora) estaba previsto para el 18 de junio y 9 días antes se estrenó Parque Jurásico, algo de lo que se quejaron McTiernan, el Chuache y todo aquel que participó en la película que tuviera dos dedos de frente, que aconsejaban retrasar el estreno, pero Columbia pasó. Quizás pensaron que una peliculita de dinosaurios no sería rival. Total, ¿a quién iba a importarle una película de unos bichos que llevan 65 millones de años muertos? Pues, por lo visto, a todo el mundo. Para cuando EUGH llegó a los cines de EE.UU. la fiebre del dinosaurio había estallado y todo el mundo quería un triceratops de mascota. Y lo peor de todo es que este no fue el único problema.

El primer problema de todos fue la génesis del guion que fue muy complicada y se fue dilatando en el tiempo provocando que cada vez se gastara más dinero en él. La primera versión, titulada Extremely violent, era una parodia de las películas de acción escrita por Adam Leff y Zak Penn y fue comprada por Columbia, o mejor dicho, pasó por muchas manos y finalmente acabó en Columbia. Columbia Pictures contrató al Chuache para el papel de Jack Slater (que de aquellas era Arno Slater todavía) pero tras leer el guion dijo que había que mejorarlo. Se contrató a Shane Black (Arma letal, Depredador (como actor), El último boy scout), a quien se le dio un millón de dólares, y este trajo a David Arnott para que le ayudara.

Habitualmente, cuando alguien quiere que reescribas algo es porque es malo, pero este guion era una mina de oro. Los escritores habían creado 4 variaciones de la trama. Nosotros pensamos: «Guau, hay otras 400 posibilidades más». Shane Black se emociona mientras habla del primer borrador de El último gran héroe.

Mientras Shane y David trabajaban en las modificaciones, le pasaron el guion de Leff y Penn a John McTiernan (La jungla de cristal, Depredador) que no lo encontró demasiado bueno. Meses después le pasaron el borrador con los cambios de Black y Arnott, lo volvió a leer y llamó al Chuache.

«Tenemos algo grande. Tienes que leer esto». Y lo leyó. Y le gustó. Esta vez Schwarzenegger se comprometió con la condición de hacer algunos cambios en la parte final del film. Sí, sé lo que estáis pensando, que no había suficiente violencia para Schwarzenegger, que hacían falta más tiros, más explosiones,… pero no es así. Lo que Arnie quería era mejorar el vínculo emocional del niño y su héroe. El bueno de Arnie consideraba que William Goldman era la persona adecuada, pero este se negó a trabajar en el guion de una película tan violenta. ¡Menudo gilipollas! Eso sí, cuando aparcaron un camión de dinero en la puerta de su casa, sí aceptó. Nos ha jodido, a ver quién es el guapo que renuncia a 750.000$ por cuatro semanas de trabajo. Y encima el tío lo hizo como si le estuviera haciendo un gran favor a Arnold. Después de eso, Larry Ferguson y hasta Carrie Fisher le metieron mano otra vez al guion, para retocar alguna cosilla. ¡Y por fin estaba acabado!

Sin embargo, los problemas no habían hecho más que empezar. Columbia programó un test screening, algo así como un pase previo donde se evalúa la recepción del film por el público. Se les ocurrió una idea cojonuda: proyectar una versión del film con un montaje de 2 horas y 18 minutos, con un sonido y una banda sonora que no estaban acabados y unos efectos especiales a medio hacer.

Me daba bastante miedo enseñar la película. Estaba en un estado en el que ni siquiera se la enseñaría a los ejecutivos del estudio. Lo que les estábamos enseñando era lo que los editores le muestran al director diez días antes de terminar de rodar. John McTiernan.

Y después de eso, todavía rodaron más escenas. El resultado, obviamente, no fue bueno. A pesar de que Columbia negó que se hubiera producido ese test screening la noticia de que la película era mala de cojones corrió como la pólvora y predispuso a la gente en su contra, algo que sumado al estreno de Parque Jurásico hizo polvo a EUGH. Para la historia quedará el comentario de un notas que estuvo en ese pase y dijo que eso era como «Willy Wonka con pistolas». Por si esto fuera poco, EUGH era la primera película rodada en Sony Dynamic Digital Sound (SDDS) un novedoso sistema de audio en 6 canales que era lo mejor de lo mejor hasta la fecha. El problema es que las salas de cine no estaban adaptadas para este sonido y hubo problemas técnicos en muchas.

El resultado ya lo imagináis. Una película estrenada entre críticas negativas y a rebufo de Parque Jurásico no podía funcionar y no funcionó. ¡Si yo mismo, que adoro la película, en aquella época andaba jugando con dinosaurios de plástico! ¿Pero es la película mala? Para mí no sólo no es mala sino que es un peliculón.

Danny Madigan es un chico de 11 años al que le encanta el cine, especialmente las películas de Jack Slater, un héroe de acción interpretado por Arnold Schwarzenegger. En el preestreno de Jack Slater IV, gracias a una entrada mágica del mismísimo Houdini que le regala el dueño del cine, que es coleguilla, Danny aparece dentro de la película. Concretamente en el asiento trasero de Jack Slater en medio de una persecución con tiroteo incluido. Y ya la hemos liado.

EUGH combina dos elementos: la típica buddy movie en la que vemos a dos personajes muy diferentes que por causas del destino tendrán que pasar mucho tiempo juntos y terminarán haciéndose amigos y la película de niños que viven aventuras al más puro estilo de los Goonies, salvando las distancias, eh, que nadie se me indigne.

Una de las cosas que más me gusta de esta peli es que tiene todos los clichés del cine de acción y más. El que más me gusta es que Danny vive en Nueva York, ciudad asquerosa, siempre lloviendo, siempre de noche,… Y Jack Slater vive en Los Ángeles, siempre de día, siempre soleado, todo precioso,… Y evidentemente esto se aprecia en la fotografía del film, que cambia cuando están dentro de la peli y cuando están en el mundo real.

Más clichés: Jack Slater nunca sufre un rasguño. De hecho, cuando matan a su primo segundo –grave error- explota la casa y Slater salta justó en el último momento. ¡Cómo no! Danny, que está viendo la peli, dice: «El está bien. Heridas leves. Los polis muertos». Y, efectivamente, así es, pero un poli agonizante aún tiene tiempo de decir una cosa justo antes de morir: «Dos días para jubilarme». ¿Puede haber algo más tópico?

Otro buenísimo: cada vez que Slater mata a alguien tiene que soltar una frase lapidaria. Además, cualquier cosa explota con un simple tiro. Por ejemplo, en la primera persecución en la que Slater se da la vuelta para disparar soltando el volante, le pega un tiro a un carrito de helados que, por supuesto, explota y un cucurucho mata a un terrorista clavándosele en la nuca. Slater dice: «Lo he dejado helado». Ja, ja, ja.

Aparte de esto, todos los números de teléfono empiezan por 555, todas las tías están buenas, el jefe de Slater grita hasta romper los cristales, en una persecución nunca hay tráfico, las armas siempre tienen munición, todas las tías están buenas,… Eso ya lo he dicho, ¿no?

Lo mejor de esta película es el momento en el que vuelven a Nueva York y Slater descubre que en el mundo real las cosas son muy diferentes. No se pueden romper ventanillas de los coches sin hacerse daño, las cosas no explotan porque sí, los malos sí ganan y encima tiene que lidiar con que su vida es simplemente un guion que se le ocurrió a alguien.

Uno de los problemas que creo que tiene esta película es que está hecha por cinéfilos para cinéfilos. Momentos sublimes como el chiste de Amadeus cuando aparece F. Murray Abraham —y que es otro cliché: el de los actores que hacen siempre de malos y sólo con verle en una peli ya sabes que será el malo—, creo que no son comprensibles por todo el mundo. Cuando entran en la comisaria y se cruzan con Robert Patrick como el T-1000 o Sharon Stone como Catherine Tramell o cuando en el videoclub Danny le enseña a Jack el cartel de Terminator 2 para que vea que es él y en cambio aparece Stallone (este momento es cojonudo) digamos que son más para todos los públicos. Pero, por ejemplo, cuando están en Nueva York y tienen el accidente de coche en el que Slater cree que Benedict ha muerto, Danny le pide que lo compruebe, en una referencia a la película de McTiernan La jungla de cristal, y cuando abre la puerta del taxi y ve que Benedict no está, suena la banda sonora de dicha peli. Esto también ocurre en la escena de la explosión que comentaba antes en la que el poli negro, en una clara referencia a Danny Glover en Arma letal, dice lo de «Dos días para jubilarme». En ese momento suena la banda sonora de Arma letal. Sensacional pero evidentemente, difícil de pillar para el público en general.

Aun así, los momentos graciosos se suceden sin tregua al igual que las frases lapidarias. De todos los momentos con los que me he desñoclado a gusto las 9 millones de veces que he visto esta peli –lo juro por Maria Shriver que han sido 9 millones y si miento que le salga otro hijo ilegítimo al Chuache- el que más me parte la ñocla es el momento en el que tocan el timbre de Vivaldi, aparece Benedict y dice Slater: «¿Es usted un secuaz?», y éste responde: «No, yo sólo llego a lacayo», y todo el diálogo que sigue y que finaliza con el «¿Por qué estoy perdiendo el tiempo con un mono de feria como tú cuando podría hacer algo más peligroso… como emparejar mis calcetines?». ¡Me desñoclo sólo de recordarlo!

Y así podríamos seguir horas, con el mayordomo de Vivaldi que es igualito al mayordomo de Goldfinger, con los deliberados errores de racord como la camiseta de Slater llena de agujeros de bala que en la siguiente escena está nueva, con el momento en el que en el preestreno de Jack Slater IV Maria Shriver le dice al Chuache que por favor no promocione Planet Hollywood y a este le falta tiempo para hacerlo,…

Y luego está la banda sonora. Alice in chains, Megadeth, Def Leppard, Anthrax, Aerosmith, Cypress Hill, Tesla y, por supuesto, el tema principal de la peli, Big Gun, a cargo de AC/DC, por petición expresa de Chuachenator. Acción pura y dura.

El propio Chuache sale en el vídeo de AC/DC intentando hacer el pato como Angus pero todos sabemos que nadie hace el pato como Angus. A continuación podéis ver el vídeo.

En aquella época el presidente de Columbia Pictures era Mark Canton, que en 1996 y tras varios fracasos en taquilla entre los que se incluye El último gran héroe le enseñaron amablemente dónde estaba la puerta. Quizás se podría haber sentido resentido con las pelis que le llevaron al paro pero dijo de EUGH: «[…] probablemente, la mejor película de acción de la historia». Ahí queda eso.

Y por si fuera poco, Schwarzenegger interpretando a Hamlet. Por lo visto, sir Lawrence Olivier cuando lo vio dijo: «¡Que me aspen si no es el mejor Hamlet de la historia!».

He aquí la película más infravalorada de la historia.

16 comentarios:

  1. También es una de mis películas favoritas. A mí me gusta mucho el trailer que sale al principio,el de Hamlet, cuando dice: "ser o no ser" y el Chuache dice: "NO SER" y tira el mechero provocando una explosión jajajajaja.
    Y cuando sale el malo y el niño le llama "el que mató a Mozart" jajajaja
    Tienes razón, no acabaríamos nunca.

    ResponderEliminar
  2. jajaja casi me dejo el dedo bajando la ruedita del ratón. Si k es largo. Bueno, ahora, a leer! XD

    ResponderEliminar
  3. Una peli que me gusta (no tanto como a ti) y que fue/es y será incomprendida. Para mi es praticamente el último clásico del Chuahe.

    ResponderEliminar
  4. Al principio no me gustaba demasiado, pero a cada visionado la he ido revalorizando, creo que es el mejor homenaje posible al cine ochentero que tan buenas tardes de cine nos regaló. Por cierto, le felicito por el artículo, se lo ha currao.

    ResponderEliminar
  5. Seguro que Jurasic park no te gustó! ;-)
    Por lo que veo la producción fue bastante desastre.
    No tiene porque indignarse nadie, Einer. Estoy contigo en eso de que tiene algo de Los goonies en la aventura, sí señor!
    Los clichés aquí funcionan y, curiosamente, resultan frescos por un contexto bastante original; además: tiene sus homenajes a ese cine más popular, como bien anotas en la entrada.
    Me hace mucha gracia como llamas a Arnie en la entrada. Es la primera vez que lo oigo llamar Chuache jaja
    Una peli comercial entretenida que deja un recuerdo agradable.
    Un saludo, Einer. Me ha costado, pero he leído toda la entrada ;-P
    Ciao.

    ResponderEliminar
  6. Yo la reseñé no hace mucho en mi blog y sigo pensando lo mismo que en su dia: un film decepcionante. Ahora a mi hermano le flipa.

    ResponderEliminar
  7. Yo vi Parque Jurásico en el cine y también vi esta película en el cine. Se puede ir a ver más de una película al cine. Me gustó bastante y también hoy de vez en cuando le echo un vistazo al DVD, aunque incluso hoy día en EUA está considerada un truñaco, no sé por qué. Tampoco entiendo los remilgos de Goldman a la hora de trabajar en el guion, si era habitual que guionistas prestigiosos como él hicieran de "whores" para los grandes estudios (el término es el que usa Tarantino en uno de los comentarios de Hot Fuzz cuando habla de como él y otros guionistas se dedican a -sin acreditar- repasar guiones para los grandes estudios). Por otro lado, es normal que los test screening se hagan sin que la película esté terminada del todo. En 12 monos la gente se reía y calificó mal la película porque no estaban puestos los fondos en las conversaciones en coches, por ejemplo. O sea, que tampoco es excusa.

    ResponderEliminar
  8. Moniruki, tienes buen gusto. ;D La parte de Hamlet es que es demencial y el momento de Amadeus y... no acabaríamos, es cierto. Un saludo.

    yosónico, si te suscribes te mando la versión en fascículos. XD

    Kinski, yo añadiría también Mentiras arriesgadas y Eraser, pero evidentemente estábamos ante el comienzo del fin.

    Pepe, me alegra oír eso. Ciertamente es un gran homenaje. Gracias por la felicitación. Un saludo.

    Javi, sí, sí que me gustó Jurassic Park.
    La producción fue bastante desastre y aún hay cosas que no he contado porque me hubiera extendido mucho más.
    Con Los Goonies me refería precisamente a eso, al sentido de aventura del film. Hay que tener en cuenta también que esta película estuvo a punto de dirigirla Spielberg y por eso se mantuvo el homenaje a E.T., y quizás él hubiera tirado más por la vía de la aventura y menos por la acción, pero nunca lo sabremos.
    ¿No habías oído lo de Chuache? Pues es una de sus motes habituales.
    Lo has leído todo, eres un valiente.
    Un saludo.

    Cabrero, ¿hablaste de esta peli y me lo perdí? Ahora vuelvo... Ya está. Lo cierto es que coincidimos en todo... tu hermano y yo, quiero decir. Ja, ja. Bueno, con una cosa que sí coincidimos es con el título: Schwarzenegger se pega un inesperado batacazo. Fue tan inesperado que McTiernan comenta que el Chuache estaba realmente afectado. En el resto no coindimos. Un saludo.

    Raül, claro que se pueden ver varias películas en el cine. Seguramente tú vas a ver varias durante el verano y yo también, pero hay mucha gente que simplemente va a ver la gran peli del año y esa fue Parque Jurásico. De todas formas, en España el EUGH se estrenó el 20 de agosto y Parque Jurásico se retrasó hasta el 30 de septiembre, así que hubo tiempo de sobra para asistir a ambas, pero en general EUGH llegó entre 15 y 30 días más tarde. Ahora, por ejemplo, se está comentando el retraso de la nueva versión de Superman para no coincidir con El hobbit. Es algo que se ha hecho siempre y tiene un sentido comercial lógico. ¿Se puede ir al cine a ver más de una peli? Sí. ¿Se va? Eso ya es otra historia.

    En cuanto a lo de Goldman es lo que se conoce como script doctors aunque la denominación de Tarantino es más graciosa. Los remilgos de éste yo creo que eran para sacar más pasta, sin más.

    En cuanto a lo del test screening una cosa es que falten por poner un par de cosas y otra que falte la mitad de la banda sonora, los efectos sonoros, los efectos especiales estén sin hacer, falten escenas por rodar, el montaje no sea el definitivo,... no son excusas, si la película no gusta, no gusta. Pero todos estos factores y errores de la productora afectan al producto final. Hemos visto muchas películas que sin ser nada del otro mundo recaudan un montón en taquilla porque en Hollywood se gastan lo mismo en publicidad que en producción, y eso claro que influye. EUGH se vendió mal, corrió el rumor de que era mala, críticos como Roger Ebert la pusieron mal tras su estreno y además Parque Jurásico.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Normalmente cuando se hace un test screening (por lo menos a partir de lo que explican los directores en los audiocomentarios) no está terminada la banda sonora (si está hecha o contratado un músico) ni los efectos especiales (que están en fase de prueba), ya que normalmente no se terminan hasta que queda poco (a veces días) para que se estrene. Roger Ebert, por otro lado, (como representación de la crítica en general) puso mal montones de películas que fueron luego éxitos de taquilla. Simplemente, la película tuvo mala suerte y no funcionó en taquilla. Yo creo que fue el inicio de la decadencia de Arnold S., que, con la excepción de las pelis que hizo con Cameron, no hizo ninguna película durante los 90 o la década siguiente que funcionara en taquilla: todas fracasaron.

    ResponderEliminar
  10. Me gusta mucho esta peli, tiene momentos divertidísimos!! Es como una crítica al cine de acción, con todos sus tópicos, hecho por amantes del cine de acción :D

    Buen post, algunos detalles del rodaje no los conocía.

    saluditos

    PD: 7 minutos para leerlo :P

    ResponderEliminar
  11. Raül, yo no creo en la buena suerte ni en la mala suerte. Si la película no gusta pues no gusta, pero Columbia tomó decisiones erroneas como la tontería de gastarse 500.000$ en publicidad en un transbordador espacial, cosa que al final no sé si terminaron haciendo o lo desecharon, pero dice bastante de lo perdidos que estaban en aquella época (comercialmente hablando). En cuanto a Arnold, estoy de acuerdo en que fue el comienzo del fin.

    Lillu, 7 minutos, eres toda una campeona. Me alegra que te guste esta peli.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Estoy convencido de que la principal causa de su fracaso fue su excesiva duración. Me gustaron algunas escenas como la coña con Stallone y el entierro del mafioso... Ah, y el malo que interpreta Charles Dance. Muy bueno cuando discute los grados de los giros con Anthony Quinn. Borgo.

    ResponderEliminar
  13. Puede ser, Miquel. A mí me encanta y no se me hace larga pero es cierto que hay mucha gente que considera que es larga de más y que tiene demasiados chistes. Las escenas entre Dance y Quinn son geniales. Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Le tengo cariño a esta película porque inaguraba un cine en mi ciudad que, a la postre, ha sido el único que ha sobrevivido a las odiosas multisalas.
    Por lo demás, a esta película se le podía aplicar lo de "Mucho ruído y pocasnueces". Simpática, divertida, con momentos brillantes, pero no hacía falta tanta pasta para esta historia. A veces las productoras pecan de megalomanía.

    Saludos

    ResponderEliminar
  15. Hola,preciosas letras van desnudando la pura e integral belleza de este blog,si te va la palabra elegida, la poesía, te invito al mio,será un placer,es
    http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
    gracias, buen día, besos de terciopelo...

    ResponderEliminar
  16. Quimérico, estamos de acuerdo en lo de que el presupuesto es excesivo, porque al final estamos hablando de 85 millones de euros de la época, y eso creo que no se ve reflejado en la película por ningún lado. Con lo de mucho ruido y pocas nueces.., ahí no, jeje. Como ves, a mí me encanta y sé que quizás no soy objetivo, pero es que el cine es así. Lo del cine de tu ciudad yo tenía uno igual en mi barrio pero ese sí que lo tiraron. Una pena.
    Un saludo.

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails